bienestar

  • Ifis en la mitología griega

    Curiosidades sobre el nombre de iFIS Educación

    Curiosidades sobre Ifis

    En su día, os hablamos del pingüino de iFIS, hoy os vamos a hablar de cositas curiosas sobre nuestro nombre.

    Las siglas IFIS, como bien sabéis, significan: Instituto de Formación en Intervención Social.

    Pero, ¿sabéis también que IFIS (según la mitología griega) fue una joven de Creta, hija de Ligo y Teleusa?

    IIFS nació mujer y la Fortuna había ordenado la ejecución del bebé si nacía “de ese sexo”. Su madre y su nodriza, para salvarle la vida, mintieron y dijeron que había nacido varón.

    En la adolescencia, IFIS fue comprometida con Yante, una muchacha de su misma edad. Las dos se enamoraron nada más verse, pero pensaron que nunca podrían ser felices juntas, ya que eran del mismo sexo.

    Teleusa, la madre de IFIS, pidió ayuda a Isis, que transformó a IFIS en un varón y así se casó sin problemas con Yante.

    Ahora nos toca la reflexión…, ¿cuánto hemos avanzado?, ¿qué nos queda por conseguir?

    Nos gusta llamarnos IFIS, comprometernos con ambos géneros, con la igualdad de los mismos y, por supuesto, con la formación en intervención social.

  • 8 salidas profesionales para trabajadores sociales

    Salidas profesionales para trabajadores sociales

    A qué se dedican los trabajadores sociales

    “¿Y tú qué estudias?” “Trabajo social” “¿Y eso para qué sirve?” ¿Cuántas veces has tenido que enfrentarte a la dichosa preguntita por parte de familiares y amigos? Ellos lo lanzan como quien no quiere la cosa y tú te quedas pensando “¿y cómo le explico yo todo lo que puedo hacer con mi titulación y todo lo que me gustaría hacer?”

    Un trabajador o trabajadora social basa su trabajo en la búsqueda del bienestar social de todos aquellos que necesitan atención y ayuda profesional en los diferentes ámbitos de la intervención. Deberá encargarse de buscar los recursos que le permitan paliar todas las necesidades de la gente con la que trata y perseguir la reconstrucción del dañado tejido social, siempre desde una intervención participativa: poco lograremos si la persona a la que queremos ayudar no se implica en el proceso y pone todo de su parte.

    El trabajador o la trabajadora social basa su labor diaria en la búsqueda del bienestar social de todos aquellos que necesitan atención.

    Por si esta explicación no vale a tus preocupados seres queridos, y quieres darles más detalles de las diferentes salidas profesionales para trabajadores sociales, comparte con ellos está exhaustiva clasificación publicada por la Agencia Nacional de la Calidad y Acreditación en el Libro Blanco del Trabajo Social.

    Salidas profesionales para trabajadores sociales

    01. Servicios sociales
    Cuando hablamos de servicios sociales debemos distinguir los comunitarios, dirigidos al conjunto de la sociedad y ubicados en los ayuntamientos y Comunidades Autónomas que suelen requerir de una oposición para trabajar en ellos; de los especializados, que atienden a grupos de población más reducidos y susceptibles de necesitar atención diferenciada. Dentro de este último grupo podemos incluir a quienes trabajan como directores de centros de servicios sociales, con personas sin hogar, personas mayores, servicios de atención a la infancia y la familia, discapacitados, mujeres víctimas de la violencia de género, inmigrantes y refugiados...

    02. Salud
    Tu tarea se desarrollará desde los centros de atención primaria, servicios de atención socio-sanitaria domiciliaria, hospitales, servicios de salud mental, centros de drogodependencia…

    03. Educación y formación
    Cada vez son más los colegios e institutos que cuentan con trabajadores sociales en su equipo para afrontar los diferentes problemas de la población escolar (bullying, mediación escolar y familiar, integración de discapacitados, servicios de atención a primera infancia…) Fuera de la educación reglada también podrás trabajar en escuelas-taller y otras iniciativas orientadas a compensar déficits socioeducativos, así como convertirte en formador de estudiantes de trabajo social si te decantas por la docencia.

    04. Justicia
    Si importante es contar con trabajadores sociales en los ámbitos anteriores, no digamos en el de las leyes. Nuestro trabajo diario estará relacionado con la justicia juvenil, dando asesoramiento psicosocial a los jueces, como mediadores, en centros de internamiento o en los programas de medidas en medio abierto; o en los juzgados e instituciones penitenciarias desarrollando programas de seguimiento de medidas penales alternativas a la prisión, drogodependecias, seguimiento y control de presos en libertad condicional, trabajando en la reinserción sociolaboral, etc.

    05. Empresas
    Aunque menos frecuentes que en los casos anteriores, hay compañías que cuentan con esta figura para la atención y el ofrecimiento de prestaciones sociales a los trabajadores.

    06. Vivienda
    Los principales ayuntamientos cuenta con programas para las viviendas de protección oficial, en cuyo estudio y adjudicación deberás intervenir, dinamización comunitaria de barrios y planificación urbana.

    07. Tercer sector
    Formado por organizaciones y entidades sin ánimo de lucro, suelen encaminar las tareas del trabajador social al principio del que hablábamos al inicio de este post: combatir la exclusión social desde todos los frentes posibles.

    08. Nuevos ámbitos de intervención
    Algunas de las tareas mencionadas en el Libro Blanco del Trabajo Social al hablar de este ámbito son:

    • Planificación estratégica de servicios de bienestar
    • Análisis y desarrollo organizacional
    • Asesoramiento en la dirección de políticas de bienestar social
    • Marketing social
    • Comunicación e imagen en relación con temas sociales
    • Atención a situaciones de catástrofes y/o de emergencias
    • Defensa de los derechos humanos
    • Cooperación y solidaridad internacional (proyectos de desarrollo)
    • Prevención de riesgos laborales
    • Mediación familiar
    • Terapia familiar
    • Counseling
    • Mediación comunitaria
    • Peritaje social
    • Gestión y dirección de servicios y equipamientos sociales

    La importancia de la formación especializada

    Como verás, la labor diaria del trabajador y la trabajadora social cuenta con un amplio abanico de opciones profesionales. ¿Cómo podrás entonces distinguirte de tus compañeros y demostrar tu valía para el sector que más te interese? ¡Con la formación especializada!

    La experiencia de iFIS Educación nos enseña que formarse en un campo concreto nos convierte en profesionales cualificados, comprometidos, con capacidad para desenvolvernos mejor y lograr la consecución de nuestros objetivos con más facilidad.
    ¡Especialízate con nuestros cursos para trabajadores sociales!

    - Dirección de centros de servicios sociales.
    - Violencia de género: prevención, detección y atención.
    - Víctimas de violencia de género y sexual en la infancia y adolescencia: prevención, detección y atención.
    - Mediación: ámbitos y técnicas de aplicación.
    - Desprotección infantil. Intervención desde los servicios sociales especializados.

  • Formación especializada para trabajadores sociales, psicólogos y educadores sociales

    Formación especializada

    La formación especializada, clave en la intervención social

    Decidirse a trabajar con personas necesitadas es uno de los pasos más gratificantes que darás en tu vida. No será fácil, descubrirás que el mundo concentra más problemas de los que podemos manejar, que todo tu esfuerzo no te servirá para llegar a todas partes, te costará no llevarte “el trabajo a casa” y desconectar de lo que ves en tu día a día… Y sin embargo, cuando empieces a trabajar como trabajador o trabajadora social, psicólogo o psicóloga o educador o educadora social te darás cuenta de que has nacido para esto y de que ya no imaginas otro modo de vida que no suponga ayudar a los demás.

    La formación especializada nos permite dotarnos de las herramientas necesarias para distinguirnos como profesionales en nuestro sector.

    La importancia de la formación especializada

    Violencia de género, personas sin hogar, problemas de identidad de género, acoso escolar, desprotección infantil La sociedad actual enfrenta una enorme cantidad de problemas que no pueden ser abordados desde la misma perspectiva y con las mismas estrategias.

    Las nociones que aprenderás en la facultad serán la base fundamental para desenvolverte con soltura en tu entorno laboral, pero no bastará. ¿O acaso crees que se puede abordar igual una mediación familiar que la situación de un niño que padece acoso escolar? Es por eso que la especialización sectorial es necesaria para poder distinguirnos como profesionales y dotarnos de todos los recursos a nuestro alcance para poder trabajar.

    En iFIS Educación somos conscientes de esta situación y diseñamos completos cursos de formación que te permitirán especializarte en la dirección de centros de servicios sociales; prevención, detección y atención a víctimas de la violencia de género; violencia sexual y de género en la infancia y la adolescencia; mediación; intervención en salud mental; rehabilitación psicosocial de personas con enfermedad mental; intervención de personas sin hogar; protección y tutela de adultos y desprotección infantil.

    Aprendiendo de los mejores

    ¿Has oído alguna vez que “la experiencia es un grado”? Cuando hablamos de intervención social más que “un grado” es una necesidad. Nadie sabe qué se necesita para trabajar con personas necesitadas que alguien que se ha desenvuelto en ese entorno. Los profesores de iFIS Educación, además de contar con la formación teórica que les permitirá orientaros durante todo el curso, poseen la “experiencia de campo” que da haber trabajado en el sector durante años.

    No lo dudes más. Completa tu formación con los profesores más preparados y experimentados y especialízate en servicios sociales.

  • iFIS Educación y su compromiso con el lenguaje inclusivo

    iFIS apuesta por el lenguaje inclusivo

    El lenguaje inclusivo, un paso necesario

    El lenguaje es un reflejo de nuestra sociedad y como ella va evolucionando con el paso de los años. Más o menos rápido, dando pasos al frente y, a veces, reculando. Como cualquier persona. Somos conscientes de que el lenguaje determina nuestro pensamiento y nuestra forma de concebir el mundo. Asimismo, también admitimos que existen términos, expresiones y giros machistas o racistas casi inherentes al lenguaje. No nos damos cuenta pero están. Reflexionar sobre su uso, sobre su origen y su significado literal es lo que nos permite liberarnos de esas cadenas que nos atan a un pasado retrógrado y poco integrador. Es la reflexión, en este caso lingüística, la que nos permite avanzar hacia una sociedad más igualitaria, más respetuosa y más sensible al peligro de la discriminación por cualquier motivo.

    El lenguaje determina nuestro pensamiento y nuestra forma de concebir el mundo y existen términos, expresiones y giros machistas o racistas casi inherentes en él.

    Qué es el lenguaje inclusivo

    El lenguaje inclusivo o no sexista es el que nace fruto de esta reflexión. Es un movimiento global, no es exclusivo de nuestro idioma. Busca evitar precisamente los términos y expresiones con fondo machista, clasista, racista… A veces es fácil: simplemente sustituir “el hombre” por “las personas”; “azafata” por “auxiliar de vuelo”. En otras ocasiones es más complicado: ¿es el masculino plural una cuestión gramatical o surge del androcentrismo? ¿Cómo compaginamos la coherencia de género con el lenguaje claro sin olvidarnos de la corrección gramatical? De estas dificultades nacen soluciones más o menos originales, funcionales, fugaces… Son el uso de la “e”, la “@”, la “x”… o, directamente, la elección del femenino plural. El lenguaje está vivo y muta a cada paso que damos. Nadie sabe qué opciones prevalecerán y cuáles caerán en el olvido.

    En IFIS Educación nos comprometemos con los cambios que permitan a la sociedad avanzar hacia un futuro integrador, social e igualitario. Los contenidos de nuestros cursos, nuestras publicaciones y actividades persiguen siempre este lenguaje inclusivo y no sexista. A veces con mayor o menor acierto pero siempre en esa dirección.

    No será fácil. Habrá que buscar el equilibrio entre lenguaje claro, corrección gramatical, sencillez y eficacia pero aceptamos con motivación los retos profesionales y personales que nos plantean los nuevos movimientos sociales. Creemos en el tipo de sociedad que perseguimos y hacia ella nos dirigimos.

  • Conflicto y mediación

    Conflicto y mediación

    La sociedad actual está sometida a profundos y a rápidos cambios y los conflictos tienen más que nunca, un papel protagonista. Valores cada vez más predominantes, como el individualismo, el inconformismo, la inestabilidad, la inmediatez o la incertidumbre hacen de la sociedad un entramado de redes y relaciones cada vez más complejas. Resulta, por tanto,  inconcebible la vida sin disputas.

    El conflicto, surja en el contexto que surja, se caracteriza por una serie de elementos, se desglosa en diferentes tipologías, se produce en distintas fases... El estudio y análisis de todos estos contenidos permite un mejor conocimiento de los desacuerdos y desavenencias que a día de hoy acontecen, pero también es fundamental ser conscientes del componente emocional que tiñe todos y cada uno de los conflictos. Emociones y sentimientos impregnan de un importante potencial a las relaciones humanas, también a las que se encuentran en una situación de conflicto.

    El contenido emocional se presenta como un elemento subjetivo y como una respuesta ante un determinado hecho, por ello es un aspecto esencial a tener en cuenta, dado que las emociones y los sentimientos también forman parte de la naturaleza humana y siempre están presentes, con mayor o menor intensidad, en un proceso de mediación.

    La mediación se manifiesta como una herramienta capaz de generar cambios y acciones positivas, de una forma participativa y transformadora, caracterizada por el protagonismo de las partes implicadas. El profesional de la mediación adopta un papel neutral e imparcial y conduce y guía el proceso a través de las técnicas específicas, asistiendo a cada una de las personas inmersas en el conflicto a transitar por el mismo de una forma constructiva, por medio del diálogo, la empatía y la cooperación.

    El concepto de mediación tiene diferentes acepciones y formas de aplicación según el contexto en el que se produzca: familia, comunidad, empresa, escuela... En todos estos ámbitos cabe la posibilidad de iniciar una mediación, siempre que exista voluntariedad y libertad y se cumplan unos mínimos normativos y éticos que no menoscaben ninguno de los principios de la disciplina ni vulneren los derechos de las partes y/o terceros no presentes. La mediación adoptará una metodología y un enfoque propios dependiendo del contexto de aplicación; la duración del proceso, algunas técnicas y herramientas y los objetivos, pueden variar de un ámbito de aplicación a otro, pero en esencia, la mediación en su generalidad, persigue la gestión de los conflictos y la transformación de las relaciones humanas, con la meta final de implantar una cultura de paz en la sociedad.

    Si quieres obtener las herramientas y técnicas para la mediación de conflictos, te esperamos en nuestra formación especializada:

    Mediación: ámbitos y técnicas de aplicación

    Ana Isabel Rodríguez Cordero y Bárbara Gusi Alcalde

  • Intervención social para el bienestar de todos

     

    Nos encontramos en la era del desarrollo, en una sociedad cada vez más cambiante y con una transformación muy rápida debido a las TIC y otras tecnologías y de la ciencia. Una sociedad en la que la formación tiene cada vez más importancia en cuanto a los perfiles contratados por las empresas y en donde lo que antes no era básico, ahora es vital.

    Y además de seguir este ritmo cambiante y competitivo, es necesario integrar el respeto, el bienestar y utilizar todas nuestras herramientas para mejorar la sociedad y conseguir ese estado de bienestar que desde pequeños escuchamos. Un respeto mutuo sin perder de vista los valores, generando si se puede, unos nuevos o más óptimos.

    La educación ha tomado protagonismo en nuestros valores, pero, una vez que creces, ¿se mantienen estos por igual? Puede que sí. Pero también puede que esa educación recibida en la niñez sea sólo el acceso y el trampolín que nos impulse a seguir buscando mejoras y respuestas a los cambios sociales; la necesidad de conocer, de compartir y de compromiso suman un plus en la unificación de la sociedad. Y como bien venimos diciendo, la responsabilidad de ello procede de la educación que adquirimos. Por ello, la importancia de la formación en el contexto en el que nos encontramos y más si corresponde con todo lo que se enfoca a poner nuestro granito de arena que aporte un beneficio a una sociedad.

    En iFis, contemplamos todos estos cambios, todas estas ganas de construir un estado mejor. Nuestros cursos van dirigidos a la intervención social, a aquellos profesionales que su actividad experta se basa en ello o simplemente a aquellas personas que quieran conocer los entresijos de la sociedad y percibir todo el trabajo que queda por hacer en algunos colectivos.

    Nuestra meta es ser la herramienta de profesionalización para los servicios sociales y para los que pertenecen a ellos o quieren hacerlo en un futuro.

    Fotografía de: <a href="http://www.freepik.com">Designed by Jannoon028 / Freepik</a>

6 Artículo(s)